Social Icons

viernes, 21 de marzo de 2014

¿Qué es la vida?

Welcome. ¿Te aburres tanto como yo? Pues quédate y lee todo el tostonaco que voy a escribir a continuación.

¿Nunca te has preguntado qué es la vida y su sentido? Seguramente. Es una pregunta que ha estado en la mente del ser humano desde que tiene consciencia de si mismo. Podríamos resumir brevemente qué es la vida; es una sucesión incontrolable de hechos aleatorios que han dado lugar a que nacieras. Pero las condiciones para que nacieras, también fueron aleatorias. Por ejemplo, lo más probable es que no existieras si no se hubieran extinguido los dinosaurios y los mamíferos reinaran la Tierra luego de ese cataclismo. O un evento aún más cercano, no habrías nacido si tus padres no hubieran tomado la simple decisión de haber hecho el amor en ese momento exacto, porque quien sabe, si lo hubieran hecho el día después o el día antes, otro espermatozoide habría fecundado el óvulo y sería otra persona. En resumen es una sucesión de hechos y decisiones aleatorios los que dan lugar a nuestra existencia, la denominada teoría del caos en física.

El tema de la existencia y de la consciencia de uno mismo, es un tema delicado, muy hetereo y abstracto, tanto, que cuando pensamos en ello nuestra mente no es capaz de concebir esos pensamientos de forma adecuada. Por ejemplo es difícil explicar ese pensamiento que tienes cuando por ejemplo, piensas como te sentirías siendo otra persona, con otro cuerpo, otra voz, otros pensamientos... (me ha costado expresar eso...) Seguramente te lo hayas preguntado, yo lo hago constantemente cada vez que miro el rostro de un desconocido en la calle. Pienso: ¿como pensará? ¿Qué vida hay detrás de ese rostro? ¿Que acontecimientos han condicionado su vida? Y estas preguntas me llevan a otras: ¿por qué soy como soy? ¿Que clase de orden cósmico ha determinado que haya nacido con consciencia de mi propia existencia, en este tiempo y lugar determinados? ¿Por qué experimentamos la existencia solo una vez y no más veces? Son preguntas que generan en nosotros unos pensamientos difíciles de procesar. Tanto es así, que ni siquiera sé si estoy transmitiendo mis mismas inquietudes y pensamientos a ustedes.

Incluso estos propios pensamientos me llevan a pensar si realmente existe un Dios, que ha determinado todo para que nazcamos... Es extraño de explicar todo esto.

También entra en mi mente otros pensamientos conjuntados, como que realmente todas las personas que hemos nacido ya hemos estado muertos, ya hemos experimentado la muerte. Sí, pero a la inversa. Hemos nacido sin consciencia; no tenemos recuerdos más allá de cierto punto de nuestra infancia. Por ejemplo, mi primer recuerdo es (al menos que consiga recordar ahora) es cuando iba a la guardería de enfrente de mi casa y las trastadas que hacíamos en clase. Seguramente mi cerebro haya registrado recuerdos anteriores pero ahora mismo los habré olvidado. (Por favor, dejad en los comentarios vuestro primer recuerdo si quereis :) ) Pero a partir de ese punto, nada. No recuerdo nada. Sin embargo, lo que aterra realmente, es pasar de la consciencia, de la existencia, a la inexistencia, a la muerte. Esa pregunta solo la podremos responder una vez, y será a nosotros mismos, jamás podremos compartirla. ¿Qué se sentirá al morir? ¿Seguiremos existiendo de alguna forma? ¿O sólo no experimentaremos nada más nunca? Y es que nos hemos acostumbrado tanto a la experiencia y al existir, que todos alguna vez hemos tenido miedo a morir, porque no conocemos que ocurrirá. Es algo natural, rechazamos y tememos a lo que no podemos comprender, estudiar y entender.

En fin, en 10 minutos tengo que entrar a clase. Pronto escribiré otra entrada con noticias frescas.
Hasta la próxima y gracias por reflexionar conmigo.

6 comentarios :

  1. Joder, que pedazo de inspiración te ha entrado, colega. La verdad que todo lo que has escrito lo hemos sentido todos los de la comunidad alguna vez. Eso seguro. Me acuerdo que tu y yo hablamos este tema cuando teníamos 13 o 14 años.
    La verdad que el recuerdo más antiguo que tengo en mi mente y lleva siendo así desde hace ya muchos años es de cuando tendría 2 años y vivía en mi casa de El Altillo (Bañaderos). Recuerdo que me había quemado con un cigarrillo de mi padre al intentar cogerle la mano. Mi padre me sopló el nudillo del meñique que es donde me había producido la quemadura. Hoy día tengo todavía esa cicatriz. Hoy día, curiosamente, soy Straight-Edge.

    ResponderEliminar
  2. Respuestas
    1. No ahora en serio, mi recuerdo más vivo es cuando rompimos una vaca en catequesis y llenamos las catacumbas de algodón

      Eliminar
  3. Muy buena entrada, Kuruma. No he pensado tan detenidamente este tema en concreto, pero sí me he parado a pensar en lo que puede significar la vida. Yo creo que no es necesario pensar en lo que significa o deje de significar, la verdadera importancia de la vida es saber disfrutar de las pequeñas gilipolleces que nos hacen reír y sentirnos alegres. O eso, por lo menos, es lo que creo yo.

    Mi primer recuerdo es de cuando era todavía bebé. Estábamos en la cocina y mi hermano me cogió en brazos y me colocó sentado en la mesa donde comíamos.

    ResponderEliminar
  4. Un tema muy interesante, Kurumaso. Hace unos años escribí una especie de trabajo para filosofía hablando sobre la teoría de Descartes y su variante informática (Básicamente la que pone sobre la mesa la trilogía Matrix). En ella puse que la existencia podría tener muchas explicaciones, por muy ridiculas que puedan parecer, como por ejemplo ser el sueño de un perro autista de otro universo. Al igual que con la existencia de Dios, no podemos probar ni que sea cierto ni que sea falso, así que todas las teorías que puedan ponerse en la mesa son relativamente validas, aunque violen por completo todas las probabilidades de la física y demás ciencias sin flexibilidad alguna.

    Con lo que pudiese haber con nosotros antes y después de la muerte pienso que se puede aplicar el mismo principio. Por ejemplo, mientras leía tus reflexiones cósmicas, pensé en el universo como Internet o, mejor dicho, 4chan. Esto es, dentro de un espacio infinito empiezan a desarrollarse todo tipo de cuerpos. De estos cuerpos nacen los sistemas planetarios y dentro de éstos sistemas planetarios, nacen los seres. ¿Y por qué? Simple capricho, la cosa salió así y punto... O no, realmente hay algo o alguien detrás de todo (no tiene por qué ser una persona física, puede ser un ente o simplemente un concepto nulifórmico que, a pesar de no poseer forma, existe y rige las leyes del universo a su antojo).

    Sobre la existencia antes de la vida y lo que nos sucede después de ésta... Lo mismo. Ahora se me ocurre que hay un límite de seres vivos que pueden estar viviendo simultáneamente, puesto que el simple hecho de que existamos está consumiendo una energía que es, a su vez, el ser nulifórmico del que hablé antes (esto quiere decir que este maestro del universo sin forma habita en el mismo pero, a la vez, está dentro de todo aquello que tenga vida dándole su energía para que pueda funcionar, pero ésta no es ilimitada). La gente y los seres que mueren no mueren de por sí, simplemente pasa la energía a los otros seres que están naciendo en ese mismo momento, ya sea a seres de su propio universo o a otro ser nulifórmico que lleve otro universo para que éste otorgue vida nueva a nuevos seres. Y al ser todos parte de la uniesencia energética de un mismo ser, realmente tenemos en nuestro interior todo el conocimiento que poseímos en la vida anterior, pero éste queda relegado al subconsciente al cambiar de ser.

    ¿Que todo esto es una pedrada de proporciones Morrisonianas y que, probablemente, no tenga ni pies ni cabeza? Sí, estoy seguro de ello. ¿Puedo demostrar que tengo razón? No. ¿Pueden demostrar que me equivoque? Tampoco. ¿Conclusión? No se limiten a lo que el colectivo crea que es. Piensen sus propias teorías. Por muy descabelladas que sean, no serán imposibles. Mientras no se intenten imponer por la fuerza, todo es plausible dentro de esta existencia.

    PD: Mi primer recuerdo fue cuando me pegaba cabezazos en las paredes del colegio en primaria. Tampoco es que tenga mucho que recordar, la verdad...


    ResponderEliminar
  5. Menudo entradón tan bueno, David, la verdad es que me gusta tu forma de ver las cosas, espero que siga siendo así por mucho tiempo. Un abrazo :D

    ResponderEliminar